Home

Los Smörfs invaden Valencia

 | 

  • Más de 70 esculturas pueblan la ciudad conformando un original recorrido
  • Eclosión en Valencia 2014 es el nombre del proyecto, después que estos seres hayan visitado Nueva York, Berlín, Sidney o Zurich.

Junto a la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia, situada en el gran pulmón verde y multifuncional del antiguo cauce del río Turia, que cruza serpenteando la ciudad, el ciclista, el corredor, el turista o el paseante casual, se tropiezan con numerosos Smörfs.

Este solo es el comienzo. Cerca del complejo es dónde empieza este recorrido singular: en la propia galería Fondo Arte-AS, responsable de esta extraña y simpática invasión. Allí, hay una instalación de esculturas -de Smörfs– que, acompañadas de material gráfico y audiovisual, muestran en un mapamundi la población existente hoy en día de estos originales seres en el mundo.

Galería Fondo Arte-AS / Foto: Homocultum

Galería Fondo Arte-AS / Foto: Homocultum

a

Después, Eclosión en Valencia 2014 –nombre del proyecto que se podrá visitar hasta el próximo 1 de abril-,  continúa en el Museo de Bellas Artes San Pío V, donde los Smörfs descubren la pintura gótica valenciana de finales del siglo XIV hasta la segunda mitad del siglo XV. Finalmente, estas formas antropológicas visitan los escaparates de 11 comercios del centro de la ciudad, desde moda, joyería, mobiliario o restaurantes, donde sorprenden al comprador interactuando con los objetos.

Museo de Bellas Artes San Pío V / Foto: Fondo Arte-AS

Museo de Bellas Artes San Pío V / Foto: Fondo Arte-AS

a

El paseo smörfico surge de una instalación en la que un gran contenedor portuario venido desde muy lejos, con las puertas abiertas, transporta a la ciudad varias decenas de criaturas que se han dispersado por distintos puntos.

De ahí, los visitantes irán encontrando diferentes Smörfs en situaciones paradójicas: manteniendo una conversación o interactuando con el propio mobiliario urbano, como es el caso de una escultura jugando con una farola o con cubos.

El Smörf es la pequeña criatura (también hay grandes), concebida en mármol –la mayoría en blanco y proveniente de Italia-, obra de los artistas alemanes Julia Venske y Gregor Spänle. Cuando te encuentras con ellos, te dan ganas de acariciarlos y de adivinar qué están haciendo en el espacio concreto donde esta escultura orgánica ha ido a parar. En palabras de la responsable, Ana Serratosa, se produce «un encuentro sútil y elegante que permite la convivencia y el diálogo con la obra de arte».

Venske explica que mientras preparaban el catálogo de una exposición en Buenos Aires, cuyo eje temático era la tensión superficial, «fotografiamos gotitas de agua bailando sobre un plato»; y en ese preciso instante, se percataron de que cada una tenía un carácter diferente: «Algunas eran muy perezosas y otras, muy activas». Así, nació el Smörf.

Smörfs en el antiguo caude del río Turia / Foto: Homocultum

Smörfs en el antiguo caude del río Turia / Foto: Homocultum

a

El mármol

Miguel Ángel decía que lo único que faltaba por extraer del mármol era la propia vida. De nuevo, los padres de los Smörfs remarcan esta idea cuándo se les preguntó por qué utilizan esta piedra caliza metamórfica: «Porque es el material más orgánico y sensible». Las peculiares formas con que dotan a sus organismos, las consiguen desde dando golpes con un martillo hasta el lijado fino, como si fueran caricias.

Todos los Smörfs son únicos; los hay de distintos tamaños (Spänle se refiere a una escultura de 12 toneladas localizada en Italia) y la intención de sus creadores es que, mediante el mercado del arte, se repartan por todo el mundo. Hoy ya son más de 260 dispersados por el planeta: la mayoría en Estados Unidos y Europa, aunque ya han comenzado su invasión, por ejemplo, en Papúa Nueva Guinea o en un monasterio de Mongolia.

Smörfs hablando en la Ciudad de las Artes y las Ciencias / Foto: Homocultum

Smörfs hablando en la Ciudad de las Artes y las Ciencias / Foto: Homocultum

a

Según fuentes de la propia galería, la adquisición de una de estas piezas cuesta desde los 3.000 euros (las más pequeñas) hasta un máximo de 85.000 euros. Estos los precios en los que oscilan las más de 70 esculturas que están diseminadas por la capital valenciana.

Este original proyecto ha sido posible gracias al patrocinio de la Generalitat Valenciana, el Museo de Bellas Artes San Pío V, el ayuntamiento de Valencia y a Ana Serratosa Arte.

Eclosión en Valencia 2014 es el mayor proyecto de Venske & Spänle después de haber pasado por Nueva York, Berlín, Los Ángeles, Sydney o Zurich, entre otras.

Los Smörfs también convivirán con los monumentos falleros. Curiosa convivencia escultórica y un pretexto perfecto para disfrutar del arte y de la cultura popular bajo el Sol mediterráneo.

Smörf jugando con cubos en Valencia / Foto: Galería Fondo Arte-AS

Smörf jugando con cubos en Valencia / Foto: Galería Fondo Arte-AS

a

Más Smörfs y el plano del recorrido en Pinterest Homocultum.

Julià Pérez // Valencia

Anuncios

Un pensamiento en “Invasión de Smörfs

  1. Pingback: Los 'Smörfs' invaden la ciudad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s